ago 3

Se que el titulo de esta entrada puede llegar a parecerles un poco exagerado a algunos, pero creanme que siendo totalmente franco, lo puse sabiendo que podía sonar exagerado, pero queriendo transmitir una idea de lo que deben soportar quienes padecen este problema.

La suciedad que provocan los excrementos de las palomas es la única queja que tienen actualmente los vecinos del barrio de Tomé Cano, un lugar que cuenta con las infraestructuras y servicios necesarios y que se ha visto beneficiado con la expansión de Santa Cruz hacia Cabo Llanos.

Esta historia es una de las tantas en las vecinos españoles se ven afectados por esta ave-plaga. Tomé Cano es un barrio populoso, con muchos edificios altos, que cuenta con servicios de todo tipo, desde centros comerciales, a deportivos, colegios cercanos, plazas, etcétera. Pero, si por algo es conocido este barrio, cuyos límites los marca, por un lado, La Salle , por otro, la Avenida Reyes Católicos, es por el ambulatorio o centro médico de especialidades, como se le denomina en la actualidad.
Los más antiguos del lugar recuerdan el campo de fútbol Don Pelayo, una instalación que estaba enfrente del actual centro de salud y que debía su nombre a los propietarios de la finca de plátanos que cedieron los terrenos para la cancha. También en este barrio se encontraban los salones de Fyffes, almacenes que se convirtieron en prisión política.
El barrio cuenta desde hace unos cinco años con una asociación de vecinos en la que hay inscritas unas 80 ó 90 personas y que preside Juan Gilberto Santos, quien reconoce que no disponen de un local social, por lo que se reúnen donde pueden.
Santos considera que Tomé Cano es un buen barrio para vivir, que está bien situado, es seguro y cuenta con los servicios necesarios. Reconoce el representante vecinal que la zona se ha visto beneficiada por la expansión de Santa Cruz hacia Cabo Llanos. La única queja que formula Santos está relacionada con la suciedad que provocan los excrementos de las palomas. Sobre este asunto, opina que el Ayuntamiento debería tomar cartas en el asunto y sancionar a las personas que se dedican a alimentar a las aves.

Como verán este vecinalista habla de lo mismo que venimos diciendo en nuestras entradas anteriores. Si bien el problema lo deben enfrentar globalmente los gobernantes, la realidad es que se requiere esfuerzos y voluntad de todas las partes. Por esto recalcamos no dar de comer a las palomas y también tratar de tomar todas las medidas disponibles a los fines de erradicar esta plaga de nuestro hábitat.

Finalmente, este hombre reconoce que el barrio tampoco cuenta con un centro donde puedan reunirse las personas mayores. No obstante, Santos insiste en que Tomé Cano es un buen barrio, que tiene de todo y está bien situado.

 


jul 30

 


Se que puede parecer algo tardio la entrada que voy a realizar. Pero la realidad es que el día de hoy me he dado cuenta que desde que comence con este blog no he dedicado ni una sola entrada a tipificar al animal que dio origen al mismo.

Si, no me he tomado el trabajo de dedicarle suna entrada a ellas, las palomas urbanas.

Por eso hoy les he traido una entrada dedicada a estas aves-plaga, a sus csotumbres, su forma de vida y demas factores que hacen de esta especie de ave una plaga a tener muy cuenta.

La paloma urbana (Columba livia domestica), que es considerada por una gran parte de la población como animales benéficos son sin embargo, en la actualidad el ave plaga más peligrosa para el ser humano.
Se encuentran en ciudades y áreas rurales. En las ciudades, pueden verse en los parques y plazas donde muchas personas disfrutan observándolas y alimentándolas; utilizan los puentes, edificios, estatuas, etc como áreas de perchado, descanso y nidificación. En las áreas rurales habitan en los patios de las granjas, establos, graneros, torres, etc. En general, las palomas son animales que tienden a alimentarse, anidar y descansar rutinariamente en los mismos lugares, en sitios localizados en áreas altas y protegidas.
Por una parte, las palomas causan molestias debido a que depositan sus excrementos en edificios, bancos, estatuas, vehículos. Este hecho no sólo es desagradable a la vista y al olfato, también provoca manchas permanentes o la prematura corrosión y oxidación de algunas estructuras de metal y otros objetos.
Por otra parte, desde el punto de vista sanitario, las palomas pueden ser portadoras de organismos patógenos y pueden transmitir enfermedades tales como histoplasmosis, ornitosis, salmonelosis y criptococosis. Son además, hospederos de varios ectoparásitos: Cemex columbarius ( chinche del nido de la paloma), Argas relexus (garrapata de paloma), Pseudolynchia canariensis ( mosca de la paloma), etc.
En el control de las palomas es necesario considerar que alimentar a las palomas en una forma de recreo para algunas personas y que si se lograra evitar esto, se podría reducir en gran medida el problema que suponen.
Las plagas urbanas de palomas también producen obstrucciones en caños de desague, permitiendo una acumulación de agua y beneficiando la creación de focos infecciosos de otras enfermedades, y en otros casos menos dañinos para el hombre, el mal funcionamiento de equipos de aire acondicionado y sistemas de calefacción, todo esto a causa de un contenido de ácido úrico y ácido fosfórico de su materia fecal. Frente a todos estos inconvenientes que provocan estas aves, son consideradas una de las tantas plagas urbanas, con las que lidiamos cotidianamente.
Para finalizar con esta situación, hay diferentes métodos y sugerencias que se pueden tener en cuenta para acabar con las plagas urbanas de palomas, respetando la ley en nuestro país, la cual dicta que está prohibido la eliminación o “caza” de palomas.

 

Características:
La paloma es de tamaño mediano, cabeza pequeña, cuello corto, con plumas grandes y rígidas, los ejemplares característicos son de coloración poco destacada.
Buscan el alimento, generalmente es de tres veces por día; dos por la mañana y otra en la primer hora de la tarde. Son de digestión muy rápida y su dieta incluye granos, semillas, pequeños frutos y desperdicios. Consumen diariamente alimento equivalente al 15% de su peso.
Su rápida digestión y la carencia de vejiga con la permanente disposición al vuelo, determinan una permanente deposición de heces, a la que realizan en cualquier momento y lugar, incluyendo durante el vuelo.
Es un animal, de hábitos poco higiénicos, ya que acumula sus deyecciones, alrededor del nido, favoreciendo la proliferación de gérmenes, bacterias y parásitos.

Conducta reproductiva:
Anida por lo menos dos veces por año. Algunos estudios sostienen que los cónyuges no se separan ni aún superando el período reproductor. Apenas el macho ha encontrado un lugar apto para nidificar, se establece en él y gime con la cabeza baja hasta que llegue la hembra, la cual acude con la cola abierta y arrastrando.
El nido, cuya construcción colaboran ambos cónyuges, consiste en un montón de ramas, plumas y otros objetos similares, dispuestos en sentido horizontal, con una ligera depresión en el centro. Muchas veces dejan acumulados el estiércol, en sus bordes, favoreciendo la proliferación de insectos y ácaros, entre ellos vinchucas, moscas y piojos.
Durante el período de celo, el macho demuestra especial dedicación con su compañera, dando vuelta a su alrededor, arrullando y gimiendo para colaborar en la incubación. La eclosión de los huevos se produce, tras un período de 16 a 18 días de incubación. Los pichones nacen con los ojos cerrados y completamente desvalidos.
Primero son alimentados con la leche de paloma y luego de diversos alimentos obtenidos por sus padres que los reblandecieron previamente. Los pichones permanecen en el nido aproximadamente por un mes, período en lo que se van haciendo totalmente independientes. Poseen en ese momento un peso de unos 400 grs., que van aumentando hasta los 500 a 600 gramos en el estado de adulto.

Control :
Una forma de control de palomas, es mediante la eliminación de posibles bebederos, lugares de asentamiento y nidificación para estos animales y gracias a esto, la posible disminución en el número de ejemplares. Existen, organizaciones que se encargan del control de plagas urbanas de palomas, que utilizan el sistema de ahuyentamiento, con químicos, como por ejemplo diferentes tipos de geles, aerosoles, repelentes, que colocados en los lugares afectados, ya sea azoteas de edificios o monumentos, evitan que estas aves se posen o se asienten.

Estos químicos duran aproximadamente entre 6 u 8 meses, siempre teniendo en cuenta factores externos, como los rayos solares, clima, y suciedad del ambiente. Más allá de su efectividad, la utilización de químicos no es la más recomendable. Existen también otros sistemas de redes adaptadas para evitar las palomas, las cuales se colocan en edificios, ventanas, caños y en los demás posibles lugares de nidificación. Para esto hay empresas que cuentan con personal capacitado para la colocación de las mismas, y el equipamiento necesario para hacerlo. Si este método no resulta eficiente en el control, se agrega la colocación de pinchos, alambres, burletes en cornisas y ventanas para evitar el asentamiento.

En espacios abiertos, hay sistemas electrónicos de ultrasonido para el ahuyentamiento de esta plaga, pero son usados con mucha menor frecuencia, que las redes y químicos. A pesar de todo estos sistemas y productos con los que contamos para el control de palomas, su reducción en número y ahuyentamiento, es una tarea complicada, por los difíciles lugares donde arman sus nidos, por la rapidez de su reproducción (en 18 el huevo madura), la accesibilidad a bebederos y alimentos con los que cuentan, y principalmente estos tipos de aves siempre vuelven al lugar donde nacieron, dificultando arduamente la tarea de erradicación. Con esta situación, las medidas que podemos tomar individualmente, principalmente para prevenir enfermedades y salvaguardar la salud de nuestra familia y animales, en mantenerse fuera del contacto directo con estas aves urbanas, y principalmente no tocar su excremento. En el caso de tener que ponerse en contacto con las palomas y sus deshechos, utilizar guantes, bolsas, y limpiadores químicos para eliminar todo residuo. Y frente a asentamientos y nidificaciones informarse sobre los diferentes organismos y empresas especializadas en el control de palomas, para ponerle fin a este problema.

 

Para más información y / o contratación

jul 30

 

 

Los distintos ayuntamientos estan tomando medidas a los fines de poder parar la plaga de palomas que estamos teniendo en España.

Por eso hoy les trago esta nota de elperiodic.com en la cual hablan de un plan que esta llevando adelante el Ayuntamiento de Castellón desde el 2004.

El mismo consiste en la captura y posterior liberación, en sus habitas naturales, de palomas. Por un lado hay que resaltar lo importante que es que este sea un tema, las ave-plagas, en la agenda de todos los estamentos de gobierno, pero no hay que dejar de prestale importancia a nuestro aporte que debemos al tema. Ya que como ciudadanos de un estado democrático, todos debemos colaborar en los problemas que nos aquejan. Y digo esto ya que al pie de la nota hay un comentario que es muy cierto y habla de que el aumento de palomas en el municipio sigue en pie. O sea, mas alla de las acciones que se estan realizando, las mismas no logran frenar el avance de las palomas a las urbes. Esto principalmente devido a que las mismas encuentran en nuestro hábitat alimento. En parte de nuestra basura y en parte de nosotros mismos, ya que a pesar de las prohibiciones de alimentarlas la gente sigue haciendolo.

Por esto también quiero aprovechar para recordar a todos que no alcanza con lo que haga el gobierno, si no que nosotros también debemos tratar de ayudar en el tema para poder lograr minimizar los problemas que estas nos traen.

Pero bueno sin mas los dejo con la nota.

El Ayuntamiento de Castellón organiza una nueva suelta de palomas para controlar estas aves en la ciudad

El concejal de sostenibilidad del Ayuntamiento de Castellón, Gonzalo Romero, ha presentado esta mañana junto al presidente del Grup Au, Joan Castany el balance de la actividad de control de palomas en la ciudad que se lleva desarrollando en Castellón desde 2004. Mañana mismo, a partir de las 10:30 horas, los ornitólogos del Grup Au realizarán una suelta de palomas en la Sierra de Espadán como parte de este programa.

Romero ha explicado que “cuando se inició este programa se hizo porque había una sobrepoblación de palomas que había acabado con las aves autóctonas de la ciudad de Castellón. Además, habíamos detectado que las palomas estaban generando grandes problemas a los edificios más históricos de la ciudad, por la corrosión por las defecaciones de estos pájaros y por último, y más importante, porque las palomas son transmisoras de una serie de enfermedades que pueden contraer tanto los animales de compañía como los humanos y que no íbamos a permitir que estos sucediera. Por lo tanto, se inicio un proyecto de control de palomas de manera que se redujera la población de aves en Castellón”.

El proyecto consiste en la captura de las palomas en los parques y plazas de la ciudad. Posteriormente los animales reciben un tratamiento veterinario que las desparasita de un parásito que podría ser mortal para los animales que tuvieran contacto con ellas y, una vez, sanadas, se la lleva a su hábitat natural que son las montañas y acantilados.
Como ha explicado Joan Castany, la administración tiene 4 palomares barrera, dos en la Sierra de Espadán en Benitandús (Onda) y en Sueras, y dos en el Desierto de las Palmas, en Borriol y en Cabanes.

Las palomas curadas se sueltan en libertad en los palomares barrera y deben sobrevivir ya en su hábitat natural compitiendo con las aves rapaces y manteniendo el equilibrio biológico que impide que las rapaces invadan los espacios urbanos descompensando la población de aves autóctonas.

Joan Castany he pedido encarecidamente a la población de Castellón que no de comida a las palomas, “puesto que eso impide controlar la población de palomas y hace que contaminen zonas con gran afluencia de gente como las plazas, donde las enfermedades de las palomas pueden ser perjudiciales para niños, personas mayores, o personas con el sistema inmunológico debilitado”.

Gonzalo Romero, ha recordado que “esta iniciativa busca lograr una ciudad más sostenible, donde el ecosistema urbano sea más natural y los ciudadanos puedan ver y convivir con las especies de toda la vida, como los jilgueros, las tórtolas, las palomas torcaces o los gorriones que no son nocivos para la población y controlan la existencia de insectos y mantienen el equilibrio del medio ambiente urbano”.

Joan Castany ha informado que desde la puesta en marcha de este programa han sido capturadas, sanadas y soltadas en libertad más de 6500 palomas y que el tratamiento veterinario está siendo controlado de manera experimental con la Facultad de Ciencias Experimentales de la Salud de la Universidad de Valencia.

 

Para más información y / o contratación

jul 23

Que tal?

Como lo prometi en mi entrada pasada hoy les he traído un listado de algunas de las enfermedades que traen aparejadas las palomas.

En relaidad son mas de 50 por lo que hemos optado por describir las mas comunes. Estas patologías las transmiten por medio de sus excrementos secos, de fácil diseminación; por la contaminación de alimentos con sus secreciones y a través de sus plumas que suelen tener parásitos.

Entre las afecciones más conocidas están la psitacosis u ornitosis, histoplasmosis, criptococosis y la tuberculosis aviar. También pueden producir alergias y transmitir parásitos como ácaros, pulgas y chinches, entre otros. La gravedad de la enfermedad dependerá del estado inmunitario de la persona, de la virulencia del germen y de la cantidad de microbios a la cual esté expuesta.

GLAMIDIASIS: Enfermedad INFECCIOSA AGUDA, ocasionada por CHLAMYDIA PSITTACI.  En el hombre la enfermedad suele ser leve o moderada pero puede evolucionar hacia cuadros GRAVES, especialmente en ANCIANOS SIN TRATAMIENTO.-

SALMONELOSIS: Enfermedad BACTERIANA, que en el hombre se manifiesta por ENTEROCOLITIS AGUDA, de comienzo repentino que incluye CEFALALGIA, DOLOR ABDOMINAL, NAUSEAS, DIARREA y a veces VOMITOS. Las palomas suelen convertirse en reservorios de algunos serotipos de SALMONELLA.-

HISTOPLASMOSIS: Esta micosis está producida por varias especies de HISTOPLASMA, siendo la lesión primaria de la patología generalmente localizada en los PULMONES.-

NEUMOENCEFALITIS:  El cuadro clínico en el ser humano consiste esencialmente en una CONJUNTIVITIS, CONGESTION, LAGRIMEO, DOLOR Y TUMEFACCIÓN, de los tejidos subconjuntivales. El VIRUS, fue aislado varias veces en palomas urbanas.-

CRIPTOCOCOSIS:  Micosis profunda, que frecuentemente se presenta como una MENINGITIS subaguda o crónica. Puede Haber infección EN LOS PULMONES, RIÑONES, PRÓSTATA y HUESOS.  El agente infeccioso puede aislarse en nidos viejos de palomas o en los EXCREMENTOS DE ELLAS.-

TOXOPLASMOSIS:  Enfermedad sistemática, producida por protozoarios coccidios. La intervención de las palomas en el ciclo de la enfermedad ha sido DOCUMENTADA EN FORMA INTERNACIONAL.-

TRIPANOSOMIASIS:  Los nidos de las palomas son refugio habitual de las VINCHUCAS, insectos que transmiten el MAL DE CHAGAS, por lo que la presencia de las aves favorece la transmisión de dicha ENFERMEDAD.-

CAMPILOBACTERIOSIS: Enfermedad ENTERICA, BACTERIANA AGUDA, de gravedad variable. Varias especies han sido aisladas en las PALOMAS.- 

TUBERCULOSIS:  La TUBERCULOSIS, en aves deomésticas es una enfermedad CONTAGIOSA, causada por MYCOBACTERIUM AVIUM. La infección compleja es frecuente en pacientes con  SÍNDROME DE INMUNODEFICIENCIA ADQUIRIDA (SIDA).-A esta breve enumeración habría que agregar las patologías transmitidas por medio de ECTOPARASITOS y demás  INSECTOS HUÉSPEDES DE SUS NIDOS; circunstancia que multiplica exponencialmente el RIESGO SANITARIO DE LA PALOMA.- 


jul 16

En este blog hemos estado hablando de las formas de controlar las palagas de palomas, pero por ahí no nos hemos dedicado en su justa medida a realizar una entrada sobre las enfermadades que traen las palomas.

Por eso hoy realizaremos una introducción a las enfermadades que traen, nombrando algunas de ellas y hablando en general del daño que las mismas provocan. Pero me comprometo para mi próxima entrada buscar información de las enfermedades que traen.

Dejando a otro lado a los colombófilos y nuestro amor por la naturaleza, los animales y ante todo teniendo en cuenta a las personas, normalmente existen en nuestros barrios y ciudades plagas de molestas palomas, tórtolas, etc. que vemos aposadas en azoteas de las más altas, ventanales… y hasta en monumentos históricos, entre ellos iglesias y catedrales, y no digamos nada en las plazas y parques. Todo esta situación está sin controlar, es lo que se precisa un reglamento oficial que prevea situaciones de este tipo y que luche por su erradicación.

Llamó mucho la atención, por ejemplo, que el Ayuntamiento de Agüimes, en Gran Canaria haya creado un programa para eliminar las palomas a tiros, para lo que se contrata a un experto tirador “vigilado” por el veterinario municipal.

La caza controlada reducirá las incidencias de salud pública

Asimismo el programa contempla el “sacrificio humanitario” de ejemplares en una cámara de dióxido de carbono.

En zonas rurales viven cerca de granjas, gallanías, alpendres, árboles, jardines.., mientras que en zonas urbanas se alimentan principalmente de basura, amén de los destrozos que ocasiona, afectando hasta las cosechas. Ensucian azoteas, calles, automóviles, y la ropa que se encuentre tendida en las azoteas o balcones de los edificios.

Grandes daños que causan sus excrementos

Destruyen jardines, árboles y plantas.
Son corrosivos con la maquinaria e introducen plagas, al ser portadoras de pulgas, ácaros, piojos, garrapatas, etc…, perjudicial especialmente en las personas alérgicas, además los nidos suelen ser fuente de múltiples insectos.
Pueden transmitir enfermedades a personas y animales domésticos.
Enfermedades tan peligrosas como salmonelosis (se transmite con la contaminación de alimentos) y la neumonía, pueden causar de manera inesperada. Se han catalogado hasta 40 enfermedades transmisibles al ser humano por la paloma , entre otras enfermedades contagiosas para el ser humano están la gastroenteritis y encefalitis. Todo merced a que un hongo que se deposita en los excrementos y se transporta por el viento, así de sencillo.
Causan molestias por el olor desagradable que emanan.
Perjuicios medioambientales y económicos.
Debido a su acidez los excrementos mediante reacciones químicas llegan a desintegrar cemento y hormigón, deteriorando gravemente el resto de materiales constructivos.
Además los excrementos son resbaladizos, lo que puede resultar peligroso para los transeúntes y estéticamente resultan desagradables y difíciles de quitar.
Activación de alarmas y un largo etcétera de alteraciones posibles.

Tal es la gravedad que está tomando este tema que se han constituido empresas dedicadas exclusivamente al control de estas aves.


jun 11

Día tras día vemos como los municipios se ponen en campañia para controlar la cantidad de palomas que habitan su ciudad.

Hoy les traigo una nota publicada por lasprovincias.es que habla de las acciones que esta tomando el ayuntamiento de valencia a fines de poder controlarlas.

En Valencia viven 30.000 palomas y los expertos consideran que la cifra idónea es justo la mitad, es decir, 15.000 aves. ¿Qué hacer con el resto? Una de las respuestas posibles cobró ayer forma con la colocación de diez palomares repartidos por la ciudad y que pretenden convertirse en nidos donde se controle la alimentación y población de estos dañinos animales.
Uno de los «áticos» ya luce en el jardín de Viveros, en el espacio que hay junto a la rosaleda. La flamante construcción de madera está sostenida sobre cuatro finos pilares metálicos y tiene una capacidad para 200 palomas.
Es decir, que en este tipo de palomares anidarán una media de 2.000 aves. El porcentaje es mínimo respecto a la población total, aunque la presidenta de la asociación Arcadys, Emilia Pastor, consideró a pie de palomar que son un buen punto de partida.
Esta entidad fue la que convenció al Ayuntamiento hace tiempo de probar con este sistema para reducir las colonias de palomas en la ciudad. El plan estatal de ayudas a los municipios ha hecho el resto y, con un presupuesto de 198.000 euros, ya son una realidad. Acerca de las técnicas para controlar el censo, una de las maneras más sencillas es la de pinchar todos los huevos menos uno. «Si se agujerean todos, entonces la pareja deja el nido», dice Pastor.
La limpieza debe ser la norma de estos palomares, aunque no a diario porque entonces se asustaría a los animales. La concejala de Sanidad. Lourdes Bernal, ha sido la promotora de este proyecto, cuya gestión y mantenimiento saldrá ahora a concurso.
La alimentación también es un elemento importante. El control de las aves enfermas permite también evitar la propagación de infecciones. La responsable de Arcadys añadió que tienen también en cartera la creación de un registro de personas autorizadas para dar de comer a las palomas.
El asunto, que a primera vista parece chocante, no lo es tanto cuando Pastor recuerda las sanciones que impone la Policía Local contra estas personas, al ser una práctica prohibida en las ordenanzas de Valencia.
Sobre la población de palomas en Valencia, el problema no es tanto su número como su «concentración en algunos lugares», indicó uno de los técnicos municipales. Así, la proliferación de colonias de estas aves en zonas monumentales es un riesgo letal para edificios históricos. Los excrementos de estas aves estropean la piedra y sólo hay que ver que uno de los primeros elementos de cualquier restauración es el sistema para ahuyentar a las palomas, como pinchos, ultrasonidos o cables eléctricos en las cornisas de cualquier inmueble para evitar daños.
www.lasprovincias.es


jun 4

Acontinucaion les traigo un extracto de una nota publicada por el diario La Vanguardia, en su edicion digital.

La misma deja ver otra ave-plaga, aparte de las palomas, las gaviotas. Estas no son solo un problema por suciedad y enfermedades que traen, si no que tambien son bastante agresivas en algunos casos.

Sin mas a la nota:

"Tengo miedo a salir a la terraza porque las gaviotas no me dejan. Si abro la puerta, empiezan a hacer vuelos intimidatorios; es como si me vigilaran. En una ocasión, tras caer un polluelo en mi terraza, salí a tender la ropa y me atacaron. Quise coger mi gato para evitar que lo atraparan y se me echaron encima. El gato se salvó de milagro, pero a mí me rasgaron la ropa". Así explica Carla Embcke la fobia justificada que ha desarrollado a salir a la terraza de su casa en la calle Pou de l´Estanc, en el Born. Casi no se atreve a tender la ropa por temor a encontrarse de nuevo a las gaviotas, cuyos nidos -situados cerca de la plaza de las Olles- son un motivo de queja de otros vecinos. Su testimonio expresa el mismo temor de otros ciudadanos, que sienten como un peligro la proximidad de las gaviotas.

Las gaviotas defienden su territorio, y su agresividad se manifiesta sobre todo cuando defienden su territorio en las proximidades de sus nidos o cuando buscan la comida. Sin embargo, su proliferación no sólo está ocasionando molestias y alterando la convivencia en algunos inmuebles, sino que ha distorsionado la vida escolar en varios centros educativos. Muchos ciudadanos -incluidos bañistas- se han visto sorprendidos por su agresividad.

"Me siento rehén de las gaviotas. Es terrorífico; es como en la película de Hitchcock. Protegen sus crías tan ferozmente que no dudan en atacar a las personas", explica Carla Embcke, que lleva denunciando desde hace cinco años las molestas de las gaviotas que se han colocado en un muro cercano a su casa, sin que el problema se haya resuelto. "Después de cinco años de protestas, el Ayuntamiento ya debería de haber tenido una solución, alguna idea se les tendría que haber ocurrido para atajar el problema. Eso es realmente vergonzoso; el Ayuntamiento debe defendernos", se lamentó esta vecina queriendo expresar también la situación de esos vecinos que "se sienten totalmente desamparados y asustados". Por suerte, esta misma semana, una brigada municipal se llevó el nido; pero aún no está tranquila porque las aves siguen revoloteando.

La proliferación de gaviotas ha provocado molestias cada vez más graves en el colegio Ramon Llull (en Diagonal, entre Sardenya y Marina). El claustro ha prohibido a los niños comer el bocadillo en el patio y ahora almuerzan en las aulas antes de salir al recreo). Lo hacen precisamente para evitar la amenaza de las gaviotas, una de las cuales llegó a arrebatar en pleno vuelo el bocadillo a un alumno. Esta misma solución también ha sido estudiada en otras escuelas barcelonesas.

En el Ramon Llull, las gaviotas patiamarillas (y las palomas) han sido un incordio. Primero, recogían los trozos y restos de comida que habían dejado los niños tras abandonar el patio; luego empezaron a zarandear las papeleras hasta provocar la caída de residuos; más tarde, comenzaron a revolotear nerviosamente sobre las cabezas de los escolares; hasta que, finalmente, un ave le arrebató el bocadillo al niño. Los profesores temían que estos incidentes se volvieran a repetir y que, incluso, se registrara algún ataque a los niños -escolares de entre 3 y 12 años-, por lo que decidieron que los alumnos deberían comer el bocadillo en el aula, de manera que cuando salen al patio ya no corren peligro de ser atacados por estas aves. "Los niños ahora comen seguros y tranquilos en el aula; dejan el papel de aluminio para reciclar, y luego bajan al patio", dice el director del colegio Isidoro Liébana, convencido de que se ha encontrado "una solución satisfactoria".

Las gaviotas, que antes estaban impacientes esperando la hora del patio, ahora se han ido. Rara vez se les ve. "La población de palomas o gaviotas crece cuando hay comida. Y si se quiere evitar que estén, la manera más drástica de reducir sus poblaciones es retirarles las comida, aparte de que se hagan capturas masivas o que se proceda a la retirada de los nidos", dice Liébana, que no necesita ser biólogo para aplicar esta máxima: "Si no hay comida, no hay animales".

La gaviotas han creado múltiples problemas también en el colegio concertado Nuestra Señora del Rosario (en calle Mallorca, entre Roger de Flor y Nàpols). A finales de febrero, bandadas de gaviotas empezaron a sobrevolar el patio y a descender en picado para atrapar los bocadillos de los alumnos, aunque no hubo ataques. "Vimos que había un peligro para alumnos, y cuando acababa el recreo, el patio se llenaba de gaviotas que recogían las migajas que habían dejado", dice la profesora Adelaida Alcalde. Al ver que el Ayuntamiento de Barcelona no satisfacía sus reclamaciones, el colegio contrató una empresa privada especializada para estudiar las soluciones.

Esta les informó de que seguramente las aves estaban de paso (no formaban colonias), y les propuso un plan: colocar pinchos, instalar ultrasonidos y que los escolares comieran en clase y no en el patio. Incluso, pensaron en contratar un halcón para espantarlas. Por suerte, tras la Semana Santa la bandada de gaviotas desapareció. Y no ha habido necesidad de aplicar estas medidas. Pero temen que vuelvan. El Ayuntamiento le ha retirado un nido. Pero siguen con el miedo en el cuerpo.


jun 4

Como ya ven en el titulo de esta entrada nadie esta a salvo de esta ave-plaga…

Parece ser que la alarmas de la residencia londinense de Kate Moss no paran de sonar últimamente y no tiene nada que ver con los fans peligrosos, ladrones o paparazzis. ¡Son las palomas!

La mansión que tiene la top en Londres fue invadida por estas aves, provocando el caos no solo por el revuelo y el desorden que organizaron.

Al parecer, la culpa fue de un vecino, criador de palomas, que ha tenido una fuga en sus dependencias y estas inofensivas pero molestas aves han encontrado la manera de colarse en la casa de la ilustre vecina ocasionando varios trastornos. El más inconveniente es que las alarmas saltan cada medio minuto y la agencia de seguridad ya está desesperada. Todo el servicio ha puesto la casa patas arriba para localizar y desalojar a las aves pero ellas se han instalado en todos los rincones creando nidos y también un tufo insoportable.

"Las palomas entraron a través de la y establecieron ahí su lugar de residencia", asegura su manager al Daily Mirror. "También han empezado a aparecer en el mobiliario, que se suman al mal olor y al desorden en esa parte de la casa. Kate ha pasado horas corriendo de un lado para otro, tratando de hacerlas volar e intentando echarlas".

Ahora ella tendra que llamar a algun experto para que le solucione el problema, ya que aparte de sacarlas, que eso no es de lo mas complicado, el tema sera ver por donde han entrado y prevenir tener nuevos problemas.


abr 9

Estas aves-plagas son un gran problema para los aeropuertos. Es por esto que en cada aeropuerto toman la medida que creen ams eficaz sera para su caso. En esta linea desde el pasado febrero, cazadores del coto del municipio vallisoletano de Villanubla realizan batidas de palomas, para evitar posibles problemas en el aterrizaje y despegue de los aviones del aeropuerto de Valladolid, que podrían ser muy graves si estas aves colisionaran en vuelo con sus motores.

El presidente del coto, José Barrero, explica a Efe que esta decisión fue tomada debido al daño que habían causado estos animales en cultivos de girasoles cercanos, así como para evitar molestias en los aeroplanos en el aeropuerto.

Durante este tiempo, estos cazadores han realizado un goteo continuo de batidas en estos terrenos, donde han eliminado a un número aproximado de trescientas palomas, "que han reducido considerablemente el número inicial de ejemplares, que era muy alto", matiza Barrero.

El problema no es baladí y la mayoría de los aeropuertos de España cuentan con sistemas de seguridad destinados a ahuyentar aves de sus recintos y su periferia, indica Jesús Brizuela, experto en la materia que ha trabajado en las bases aéreas de Torrejón de Ardoz en Madrid, Rota en Cádiz y Morón en Sevilla.

Desde AENA, ente público que gestiona aeropuertos españoles, afirman que el control de la fauna en general en el aeropuerto de Valladolid la principal técnica utilizada para el control de las aves es la cetrería, es decir, el uso de aves rapaces para espantar a las especies que puedan causar problemas.

Brizuela asegura que el uso de halcones es la fórmula más efectiva actualmente, pues es la menos agresiva y no produce daños en la naturaleza como pueda ser la caza.

Este experto comenta que el caso de la paloma es difícil de solucionar, pues es una especie de carácter antropófilo que no tiene apenas depredadores, y cuyas plagas traen consigo varios problemas para los núcleos de población, bien sea por la suciedad o por las enfermedades que transmiten.

A la hora de evitar que estas aves entren en los aeropuertos, Brizuela remarca que es necesario hacer un estudio del hábitat donde se encuentra y actuar en consecuencia, pues de lo contrario muchas veces no sólo se erradica el problema, sino que se amplía.

En este sentido, revela que el comportamiento de las aves está sujeto a tres factores, que son qué comen, dónde asientan sus nidos y que la modificación de uno de los tres puede suponer cambios positivos o negativos, según cómo se actúe.

"Si talas unos árboles que estén cercanos a un aeropuerto, donde anidan, por ejemplo, quince parejas de aves, no sólo alteras el ecosistema donde habitan, sino que puedes hacer que la colonia se traslade a cualquier punto de la pista de despegue y agravar el problema", indica.

Brizuela reconoce que todavía no existen métodos totalmente efectivos para el control de estas especies y pone de ejemplo las ondas sónicas y supersónicas utilizadas en algunos puntos, "las cuales son efectivas con las aves, pero no se ha demostrado si suponen un riesgo para la salud de los seres humanos".

En cualquier caso, asevera que las medidas de prevención son un punto que tienen muy en cuenta en las empresas del sector de la aeronáutica, que a la hora de diseñar partes de los aviones como los motores, los prueban para comprobar si son capaces de resistir posibles impactos de aves.


abr 9

Hoy les voy a comentar sobre un sistema que se esta utilizando en Monzon desde ya hace un timepo y esta dando buenos resultados.

La campaña de control de la población de palomas cuenta con una nueva arma: una jaula de grandes dimensiones colocada en una “grúa-tijera” de las que elevan la plataforma a varios metros de altura. Dada la capacidad de locomoción de la grúa, los técnicos la llaman “jaula móvil”. Este miércoles ha quedado ubicada entre las calles Calvario y La Paz, y al cabo de un periodo de dos o tres semanas se ubicará en otros puntos de la ciudad en los que no hay edificios que dispongan de terrazas o áticos para alojar las trampas. En las grandes ciudades es un recurso habitual.

La jaula de tres metros cuadrados de base y uno y medio de altura (un poco más pequeña que las fijas) será revisada cada tres o cuatro días (retirada de palomas y suministro de alimento). Entre finales de 2004 (inicio de la campaña) y diciembre de 2008 se han capturado 9.346 ejemplares. Desde el primer momento se solicitó a los ciudadanos que pusieran impedimentos al anidamiento de estas aves en falsas y trasteros de las azoteas. Hoy, las tres grandes jaulas de captura se encuentran en el edificio del CPR (plaza de Santa María), el Centro Cívico y un inmueble de la avenida del Pilar, y otra de menor tamaño en la plaza de San Juan.

El concejal de Medio Ambiente, Miguel Aso, ha indicado: “Vecinos de varias zonas de las ciudad en las que no se pueden colocar las jaulas fijas porque no existen terrazas amplias y de fácil acceso, nos han pedio algún tipo de servicio para reducir el número de palomas, y este sistema de la “jaula-móvil” es el que parece más apropiado y efectivo”.


« Previous Entries Next Entries »